Este se sorprendió al ver las imágenes del candidato presidencial Julio Guzmán , luego de que se desató un incendio en el departamento donde había estado reunido a solas, según todas las evidencias, en una cita romántica con una abogada a la que abandonó en el lugar. Las críticas al comportamiento del líder del Partido Morado, al que muchos han calificado de ‘cobarde’, no han cesado y creo que este escándalo es de esos que pueden echar al tacho la carrera de un político.

Todo ocurrió el 28 de mayo del 2018. Según el programa Panorama, el departamento ubicado en el tercer piso de la calle Ocharán, había sido alquilado un día antes a un funcionario del Banco Interamericano de Desarrollo (BID). Las cámaras de seguridad del lugar captan a Guzmán bajando de una camioneta a la 1.34 de la tarde y entrar al edificio con toda confianza. En el departamento lo esperaba Liliana Acurio Medina, una abogada de 38 años, dirigente del Partido Morado en Cusco.

Al ser interrogado sobre este confuso incidente, Guzmán ha negado que haya sido infiel a su esposa, pero reconoce que unas velas encendidas cerca de un televisor provocaron que este comience a arder cuando almorzaba con la señorita. Ante las llamas y el humo, el fundador del Partido Morado no tuvo mejor idea que salir presuroso del edificio y desaparecer, no sin antes avisar al recepcionista que había fuego.

Luego, las cámaras lo grabaron corriendo en la calle. El siniestro no fue tan simple como se pudiera pensar, pues tuvieron que llegar la policía y dos unidades de los bomberos que evacuaron a todos los ocupantes. Controlar el fuego les tomó unos 40 minutos. Los ‘hombres de rojo’ tomaron fotos del departamento y en ellas se ve que había globos rojos en forma de corazón pegados en las ventanas y velitas románticas por todos lados. Y lo que causó el fuego fueron varias de esas velas que estaban ordenadas en forma de un gran corazón.

“Lo de las velitas, a la que le debería interesar eso es a mi esposa y las explicaciones dárselas a ella, que además las tuvo ese mismo día. La explicación la sabe ella y yo. Es un tema estrictamente privado”, dijo un incómodo Guzmán cuando se le preguntó sobre esa tarde, pasando por alto el hecho de que, al ser un político, y sobre todo uno que aspira a la presidencia, su vida privada pasa a ser objeto del escrutinio público. Las imágenes de él corriendo, mientras la chica quedó en el lugar, no lo dejan bien parado y seguramente no se olvidarán.

Este episodio quedará marcado en su carrera y me recuerda a otros:

EL HOTEL MELODY Y ALEJANDRO TOLEDO: Cuando se habla de la trayectoria del hijo de Cabana, siempre sale lo de su falso secuestro. Ingreso al túnel del tiempo. El 16 de octubre de 1998, el candidato presidencial Alejandro Toledo se hace humo de forma inexplicable. Su esposa, Eliane Karp, asustada, denuncia ante la policía un posible plagio. Pero tiempo después, cuando todo parecía olvidado, el ‘Cholo’ salió a los medios a denunciar que había sido drogado y secuestrado por agentes del SIN para desprestigiarlo y que así no llegue a la presidencia. Sin embargo, desde el 2001, poco antes de que llegue a Palacio de Gobierno, comenzó a conocerse la historia real. Y el 2005 el programa ‘La Ventana Indiscreta’ mostró dos vouchers de consumos en la Farmacia Deza de aquel ‘día perdido’, por más de 14 mil soles que Toledo había firmado en un hostal, sin la presión de nadie, según una exjefa de operaciones de la farmacia. Además, el recepcionista del ‘Melody’ dijo que ese 16 de octubre el ‘Sano y sagrado’ llegó por sus propios medios para alojarse con cinco chicas que trabajaban en un club nocturno. El empleado dijo que ninguna de esas mujeres lo forzó a entrar, sino que él lo hacía de muy buena gana. En esa fiesta abundó el licor y otras sustancias.

ESPOSA DENUNCIA A ACUÑA: En el 2014, la entonces congresista Rosa Núñez denunció a su exesposo César Acuña, quien era alcalde de Trujillo y candidato a la presidencia regional de La Libertad. “Él es un hombre muy violento. A veces estábamos comiendo y me tiraba el plato por la cara o me escupía. Me decía que era fea y vieja y que él era muy atractivo para mí. Y no me lo decía en broma. Me hablaba con seriedad”, dijo al diario Perú.21. Pero además sostuvo que ‘Plata como cancha’ una vez la arrojó por las escaleras del segundo piso de su oficina en Trujillo, por lo que sufrió lesiones en la columna, quedó inconsciente y tuvo que ser internada. Apago el televisor. POR: EL BÚHO