Perú cayó de local ante Argentina (AFP)
Perú cayó de local ante Argentina (AFP)

Del saque somos carnecita... Argentina nos ganó 2-0 y caminando. Fue un ‘picado’ para ellos. Somos últimos con Bolivia en las Eliminatorias. Un punto en cuatro fechas. También junto a Colombia somos los que peor hemos jugado en esta fecha doble.

No le hicimos ni cosquillas a los de Scaloni. La única jugada de peligro fue la de Cuevita. Con chiches, fulbito y ganas no basta.

Lo increíble es que ayer puse énfasis que por los marcadores nos iban a hacer daño, que Lautaro es un jugadorazo y González una bestia saltando y viniendo con fuerza desde atrás. Los dos nos ‘vacunaron’. Con velocidad, dinámica, toquecitos, potencia, actitud y fútbol se sobraron. Les aseguro que si apretaban el acelerador o si se enojaba el extraterrestre nos metían de cuatro para arriba. Sí, señores...

Lo único que pude apreciar en la televisión son caritas asustadas, de palteados. No inspiramos respeto ni atrás ni en la volante ni arriba. Ni por nivel, ni apellidos ni equipo. Encima nombraron de capitán a un chico que lo imitan de lentito en el ‘Wasap de JB’.

Se nota a mil cuadras que falta un caudillo, un líder, un papá, uno que guapee y contagie. Como se dice en el barrio, estos chicos no tienen en quién basarse o ampararse. Así no vamos a ninguna parte. Luis Abram solo la rompe con Carlos Zambrano. Tiene que acostumbrarse a ser igual con Araujo, Santamaría o con el que haga dupla. Y no va ser...

El principal problema de la selección es que anoche solo se salvaron Pedro Gallese y Gianluca Lapadula. El arquero fue víctima de su defensa y por sus guantes y piernas no nos humillaron.

El ‘Bambino’ jugó como cantó el himno nacional. Con pasión y se sacó la mela. No hay nada que reprocharle. Pero que no se olvide que el ‘9’ vive del gol. Es cierto que no le han dado un pase con ventaja porque solo se la dan divididas y a cuantagotas, pero hay que encontrarle la solución. Corre como Miguel Seminario y ‘Malingas’ Jiménez. Así es...

La banda derecha es el huecazo que no podemos tapar. Si Luis Advíncula venía mal, el ‘tronco’ Aldo Corzo no fue el remedio. Se come el amague de Lo Celso en el primer gol y habilita al ‘Toro’ en el segundo. Pasó media hora para que recién se acomode un poco.

Y los errores se siguen repitiendo en el funcionamiento. Abusamos de las imprecisiones en salida y casi siempre nos agarran mal parados. Yoshimar Yotún no falló tanto como los otros partidos, pero estamos recontrajodidos si pujamos cada vez que la toca o lanza.

Lo de Edison Flores ya es llamativo. Sin fuelle, sin desborde, sin recorrido, sin remate, sin vida, sin asociación, sin nada. La MLS lo ha hecho retroceder. O quizás mucho maicito por las redes. Ayayayayayay...

André Carrillo si cree que solito se va ir con el balón hasta el arco está muy equivocado. No hay un jugador en el planeta que lo haga.

Entiendo que es habilidoso y tiene facilidad para sacarse de encima la marca apretada, pero que la suelte cuando vea a un compañero mejor colocado. Tiene que desprenderse más rápido de la pelota. La grandeza y calidad se ven en la simplicidad. Se regatea cuando se puede. No a cada rato. Varios ataques se diluyeron por pecar de individualista. Y nada que no se muestran. Tenía gente a su lado y ni los miraba. Me he quedado corto por el cierre y tiempo. Mañana más en frío analizo esta pesadilla. Rexuxa... Me voy, soy fuga.

TE PUEDE INTERESAR: