Seño María: Cuiden a sus hijos
Seño María: Cuiden a sus hijos

Mi amigo, el fotógrafo Gary, llegó al restaurante por sus frejoles con seco de pollo, sopita de sémola y, para tomar, chicha morada helada. “María, en estas fiestas navideñas muchos padres regalarán a sus hijos aparatos electrónicos o tecnológicos, como tablets o smartphones, pues ya todo el mundo los usa no solo para confraternizar con sus amigos, sino para las clases escolares. Además, tienen que bajar aplicaciones como Instagram, WhatsApp, Pinterest o Facebook para enviar mensajes o imágenes a sus amigos.

MIRA ACÁ | Seño María: “Cuide su dinero”

Todo esto parece un hecho natural e inofensivo. Pero si los padres no ponemos un control y hacemos seguimiento a la actividad de nuestros hijos, podríamos llevarnos una ingrata sorpresa. El martes se supo que un depravado contactó a una niña de 13 años por una red social en Comas, y le mandaba imágenes explícitas y exigía que ella haga lo mismo. Menos mal la pequeña le contó todo a su mamá y esta, haciéndose pasar por la menor, contactó al sujeto de 41 años y entre sus vecinos le dieron una paliza. Luego lo entregaron desnudo a la Policía. Los padres no podemos dejar de vigilar a nuestros hijos. Es nuestro deber protegerlos ante los peligros del mundo virtual y exterior. Nosotros no sabemos quién está detrás de los ‘nicknames’ o si la amiguita con la que se comunica en realidad es un depravado mayor de edad. Por ello hay que estar muy atentos. Aquí les dejo algunas recomendaciones para abordar el tema con la familia.

  • Establece comunicación fluida con tus hijos: Es vital el acercamiento con los niños contándoles casos reales.
  • Los adultos debemos ejercer control sin convertirlo en una intromisión a la privacidad.
  • Aprende a usar Internet: Hay que conocer las herramientas de Internet que usan nuestros hijos. No es un mal medio, pero hay que saber utilizarlo.
  • Hay que diferenciar: Los especialistas señalan que hay dos tipos de ciberacoso infantil: de menor a menor de edad (cyberbullying), y de adulto a menor (entonces hablamos de grooming).
  • Denuncia inmediata: Tanto si el acoso es entre compañeros de clase o por parte de un adulto, debe denunciarse, pero se hace de distinta manera.
  • Prevención: Hay que ejercer medidas de actuación que a veces ofrecen las propias plataformas tecnológicas. Por ejemplo, bloquear al acosador y poner en práctica una vigilancia proactiva”.

Pucha, Gary tiene razón. Cuiden a sus hijos. Me voy.

TE PUEDE INTERESAR

tags relacionadas