Por: Eduardo Abusada Franco
Sígueme en Twitter

Cuentan los antiguos limeños que muchas décadas atrás, a la salida de los colegios, había carretillas que vendían sánguches variados aderezados con un encebollado y frijolito chino. Un aderezo muy jugoso y delicioso que acompañaba cada pan. Esa antigua costumbre aún vive en las manos de don Juan Valdivia. Con 73 años a cuestas, sale con su antigua carretilla a vender sus panes de apanado, huevo frito y hot dog cada tarde.

Había escuchado de él por un amigo periodista que es vecino del barrio. Me dijo que vaya rápido porque se le acaban los sánguches temprano. Don Juan sale de lunes a sábado, con su vieja carretilla, y se estaciona en la esquina de la Av. Brasil con el Jirón Ayacucho. Hace lo mismo cada vez desde el año 1960. Es decir, 57 años lleva ininterrumpidos en esta labor, que empezó de jovencito ayudando a un señor mayor que se fue de viaje y le dejó el negocio. Aunque en esos tiempos, vendía también pan con lechón, pero era difícil su conservación.

Con acierto me dijeron que no vaya tarde, pues cuando lo encontré varias personas pedían uno y otro sánguche sin parar. Don Juan es ya una institución en el barrio, y su carretilla se ha vuelto lugar de encuentro de algunos vecinos que se paran allí a conversar mientras comen sus panes y alguna gaseosa (sin helar, porque no hay congeladora). También muchos taxistas se detienen allí a merendar algo. Además de la gente, siempre lo acompaña un viejísimo radio a pilas.

Tenía de sánguches de carne apanada, huevo frito y hot dog. Con un solo contenido cuesta S/ 1.50 y combinado S/ 2.50. Pedí el de apanado con huevo frito. Les recomiendo éste. El huevo le da más cuerpo al sánguche. Es infaltable el frijolito chino. Si no lo pides, mejor no pidas nada. Es como un encebollado, cortado a la juliana, con tomate y frijolito chino, cuyo abundante jugo da sabor al pan.

Huariques de Lima y Callao: Los sánguches de antaño con frijolito chino
Huariques de Lima y Callao: Los sánguches de antaño con frijolito chino

A su vez, pídele que le ponga rocoto, que lo tiene en tiritas y crudo. Ello termina de realzar la gracia del sánguche, como antaño. Eso sí, debes pedir fuerte y claro, porque don Juan ya no escucha del todo bien; pero sí es fuerte y enérgico.

Les aseguro que se comerán más de uno, pues son muy baratos y ricos. Yo me comí tres, y pienso parar por su carretilla cada vez que esté cerca. Provecho.

DATOS ÚTILES
- Huarique: La carretilla de don Juan
- Plato recomendado: Combinado con apanado, huevo frito y frijolito chino
- Precio: De S/ 1.50 a S/ 2.50
- Dirección: Su carretilla está en la esquina de la Av. Brasil con Jr. Ayacucho, en Magdalena.
- Horario: Está a partir de las 5.30 pm hasta las 10 pm de lunes a sábados.

tags relacionadas

No te pierdas